lunes, 23 de junio de 2014

Va a misa pero no quiere ver violación a derechos humanos.

Subprocurador de Derechos Humanos Adolfo Jarquín Ortel fue interpelado por jóvenes a la salida de la misa de la Catedral de Managua el domingo 22 de junio.  Las muchachas y los muchachos le reclamaban justicia por la represión sufrida hace un año cuando acompañaban y respaldaban como movimiento OcupaINSS a personas de la tercera edad que luchaban por su derecho a una pensión reducida.


Ni la Procuraduría de Derechos Humanos, ni la Policía o Fiscalía han movido un dedo durante un año para investigar el ataque, los golpes, el asalto y robo perpetrado contra los jóvenes por un grupo combinado de la policía y pandillas orteguistas.